Posts etiquetados ‘Consejo de Ministros’

Algunas cosas no cambian nunca, cosas como que después de la primavera viene el verano, que llueve siempre después de lavar el coche o que hacemos las cosas a trancas y barrancas. Ahora que rey-declara--647x350asistíamos, con bote de palomitas y todo, al espectáculo de navajazos traperos en el PSOE y que desayunábamos con verdaderas escenas de pánico apenas disimulado en los grandes partidos, gentileza del “efecto Podemos”. Justo ahora va y nos dice el Rey, en un discurso enlatado y un tanto descafeinado, que “adiós, muy buenas”. El Rey que quiere marcharse dice ha de dejar paso a nuevas generaciones (huy que pepero me suena) . Igual sentía celos del desmadre y se ha sumado al grito de “Y yo más”. ¡Éramos pocos y parió la abuela!.

No se yo si esa querencia repentina por la jubilación va a traer mucha más cola de lo carta-abdicacion-entragado-presidente-Gobierno_EDIIMA20140602_0102_5que pensaban en Zarzuela, se les ha visto el plumero. Mucho me temo que en realidad han organizado todo este tinglado por miedito a las mayorías que pueden darse en la próxima legislatura, porque visto el nivel que demuestran los zotes de los partidos mayoritarios, esto no tiene arreglo y casi seguro que los que vendrán igual va y no son tan “dóciles” como para tragar con una Ley Orgánica a medida para que Felipe pueda ser Rey sin más. Por otra parte, el Rey está pachucho, si no se soluciona esto ahora igual no aguanta otra legislatura y tengamos que afrontar todo este asunto con Rey “cuerpo presente”.

Mención aparte merece, una vez más, el PSOE un partido que se fundó como republicano, va y pablo-iglesiasaparece su ¿extinto? Secretario General aplaudiendo, sin más, la sucesión de la corona en Felipe VI (otra vez), a mi no se me ocurre mayor traición a los socialistas tradiconales. Sólo diré que si levantase la cabeza Pablo Iglesias Posse (el primero, no el de Podemos), visto cómo se las gastaba el hombre, os aseguro que lo corría a escobazos por la Gran Vía.

En lo que nadie ha caído es que en España tenemos cierta tendencia en hacer las cosas deprisa y de aquella manera y claro, en treinta y nueve años no nos ha dado tiempo a preveer que el Rey se marchase. Esto nos lleva a una situación un tanto surrealista, con un Rey que dice que ha abdicado pero no es del todo cierto. Nuestra Constitución no contempla esta posibilidad. Vamos que, sintiéndolo mucho, su majestad no se puede marchar hasta que se arregle este berenjenal mediante un buñuelo de Ley Orgánica como el que proponen desde Moncloa. Menos mal que dispone usted de mayorías, ¿verdad?.Aquí hacemos las cosas raras hasta el final.

Esta situación, con un Rey que se quiere marchar, esperando que le confeccionen una Ley para él sólito, un heredero supuestamente democrático que elude el hecho de tener hermanas mayores nuevas-monedas-euro-felipe-vi-sexto-rey-de-españa-principe-felipe-2014(aunque algunas se las traigan) que serán discriminadas por su sexo y con el “desaguisado” que tenemos por las calles nos hace plantearnos si ahora debemos decidir nuestra forma de Estado. Creo que no es ni buen ni mal momento, es EL MOMENTO, así en mayúsculas. Creo que nos pilla en una época bastante civilizada (porque Wert todavía no nos ha zurrado con su ley) como para sacar las urnas a la calle con cabeza y sentido común, en otras épocas a estas horas ya habíamos sacado a pasear las escopetas. No basta con saber si queremos monarquía o república, si sacamos la bandera apolillada del abuelo o nos quedamos con este trapito. Necesitamos saber que tipo de monarquía o de república queremos. No es lo mismo una monarquía constitucional (pero sin la corruptela de esta, por supuesto) que una estilo “Rey Sol”, como tampoco lo es una república Europea (o USA) o una al estilo bananero, venezolano o centroafricano. Se parecen como un huevo a una castaña.

Vamos, que me parece que una vez más estamos ante un circo en el que se intentan mover las felipecosas de mala manera para que nada cambie, un cambiar todo para que nada se cambie. Temen la llegada de nuevos gallos al corral e intentarán hacer que todo les siga siendo favorable. Ayer le oí decir a Julio Anguita aquello de “La abdicación es una maniobra para que la oligarquía siga en el poder” Me parece que no se equivoca. En todo caso, el fregado que le deja Juan Carlos I a su hijo puede que no sea pequeño. Veremos como se resuelve esto.

 

Proyecto de Ley Orgánica para la sucesión del Rey Juan Carlos I (pdf)

Los cinco borbones que adicaron antes de que Juan Carlos I

Documentos y documentales sobre el reinado de Juan Carlos I

Anguita “la abdicación es una maniobra para que la oligarquía siga en el poder”

El Gobierno aprueba en un artículo único la sucesión automática en la Corona

El PSOE respalda a Felipe de Borbón como futuro rey y Juventudes Socialistas exige un referéndum

Felipe González dice que el PSOE era republicano cuando la monarquía no respetaba la democracia

Decide la gente. Pablo Iglesias

 

 

 

Sabeis una cosa? Definitivamente hoy me cuesta mucho escribir este zapatillas, ando quemadillo por todo lo que nos acontece, y no me refiero solo al trasiego de sobres “por supuesto que inocentes”  del PP y compañía, envidia de Correos y Telégrafos, tampoco a la oleada de indultos “prêt- à-porter” a homicidas y evasores fiscales, ni siquiera por ver como se me caen los palos del sombrajo al descubrir que la Casa Real recupera sueldos de Monarca&Principito mientras recorta en los sueldos de sus funcionarios. Estoy harto de comprobar que no puedo enfermar porque se me trata casi como un delincuente y se me flagela a base de impuestos que nunca llenan las arcas ni la sed de los miserables que nos gobiernan al estilo dioses Maya a quienes hemos de ofrecer sacrificios de sangre a sabiendas de que son insaciables. Estoy harto de levantarme cada mañana esperando el palo que me va a llover de dónde menos me lo espere, de esperar a ver quién que me ha robado hoy o estar hasta el gorro de temer tanto todos los viernes al Consejo de Ministros como los protagonistas de Pesadilla en Elm Street a la siesta de las cuatro. Estamos hasta las narices de desvivirnos en el trabajo, los que aún tenemos, rozando la esclavitud y sin ningún tipo de gratificación personal y de que nos traten como a trastos inservibles, como a floreros cuando no hay flores que poner. NO ME DÁ LA GANA SEGUIR ASÍ! Definitivamente esa no es la senda a andar porque creo que no se han percatado de que para nosotros las cantidades económicas no son lo único que nos mueve, somos humanos, no como ellos, y tenemos otros valores además del “vil metal”, total, de ese nos han dejado tan escuálidos que no sabemos que és.

Nos cuentan cualquier cosa para distraernos. Que si unos sisaron en Andorra, que si otros se quieren independizar, que si otro tiene amantes. Todo cortinas de humo… Señores, ¿Para cuando dejaremos estar el “Salsa Rosa” y nos dedicaremos a currar, que es para lo que les pagamos? No nos apetece ya seguir escuchando las mismas patrañas que nos afectan en el ánimo de cada uno de nosotros. Nos afecta tanto que yo creo que ni tenemos fe ni nos queda voluntad para pensar que ni ustedes ni siquiera nosotros podemos, o lo que es peor, queremos salir de esta en la que dicen nos hemos metido, aunque pienso, de verdad, que nos han metido a la fuerza, bajo engaño, y algunos se forran con ello. Y desde aquí les advierto que otras sendas son posibles pero para tomarlas hemos de prescindir de ellos, se lo están ganando a pulso. Tan seguro como que ayer vimos cómo utilizan los frutos de SUS despilfarros para juguetear con SUS cochecitos en Castellón mientras nosotros permanecemos pasmados, ojipláticos y acogotados. Estamos tan hasta las narices que ya no tenemos nada que perder. Nosotros, la masa borrega, según los que nos gritan “Que se jodan!” (A. Fabra dixit), cuando ya no tenemos que perder hacemos que los que los que acaben perdiendo sean ellos, que sí lo tienen y bastante.

No va a tardar el día en el que nos levantemos con el pié izquierdo y acaben mal parados, no les hablo de violencia, eso jamás, no somos como ellos. Me viene a la cabeza aquella frase de “imagina que hay una guerra y no vamos nadie”, lo siento, no recuerdo de quién era. Pues eso. ¿Que pasaría si ya nos pasamos directamente a la Desobediencia Civil? Total, nada tenemos que perder, y lo que es más grave, nada tenemos que ganar siguiendo con esta calaña de gente que solo nos demuestra cada día que su único afán es la conjugación de los pronombres estilo Sabina “yo me mí contigo”.

Bólidos en el Aeroport de Castelló…