Posts etiquetados ‘Holanda’

El otro día, en una de esas charlas de café alguien se me quedó ojiplático mirándome cuando roma.jpgle dije que no me gustaban nada los resultados de las elecciones en Holanda y que temo muchísimo lo que nos pueda llegar desde Francia porque al final ya verás tú como entre unos y otros se nos llevan por delante el tinglado medio asolado este que nos hemos montado en Bruselas y que acaba de cumplir 60 años a pesar de que esté hecho unos zorros. Una cosa, si los fundadores levantasen la cabeza y viesen el adefesio que hemos construido con sus sueños, nos corrían a gorrazos.

Me explico, no me gustan los resultados de Holanda porque no soy mucho de alegrarme por catapulta_bretaña.jpg.jpgevitar un chinazo en la cabeza si se que al final me van acabar dando con un “pedrolo” de mil toneladas que tirarán desde la catapulta esa, justo esa, que estoy viendo como arman. Igual me compensaba más un chinazo en la cabeza a cambio de evitar que construyan la catapulta. Es cuestión de planteárselo.

No se de que nos alegramos porque esta vez se ha evitado la llegada de la extrema derecha liderada por descerebrados que no ocultan nada, que sabemos que cumplirán lo que prometen img_20161115_174134.jpg(como muestra un Trump) simplemente porque su neurona no les da para más. No se de que nos alegramos si a cambio de detener esta vez a los esperpentos lo que se consigue es perpetuar en el poder a los de la podadora, a los expertos en desigualdad y recortes sociales que nos están matando poco a poco. Vale, parece que quieren que digamos “mejor podadora que descerebrados”. ¿No te parece que sería más normal alegrarse si ganase una opción que acabase con el austericidio? Parece que deberíamos estar bailando por las calles porque se quedan los que nos han dejado en este estado lamentable. Creo que es algo así como alegrarse porque hemos caído en manos de jíbaros y no de caníbales porque estos sólo nos van a reducir la cabeza para hacerse un llavero.

¿Y dónde está el socialismo en todo esto? Diluido dentro del conservadurismo más rancio. Lo presentacion susanavimos el domingo contento y eufórico en la presentación de Susana Díaz, rodeada de zombis de antaño que se levantaron de sus sillones en los consejos de administración para acercarse a vendernos de nuevo la abstención al PP y con ello mantener la desigualdad que les asegura una alfombra mullidita. No se, sólo la imagen ya “tiraba para atrás” porque era la foto del inmovilismo, del seguir como se está y eso la verdad es que asusta un poco.

Igual puede que demasiada gente en la casa socialista, vista la comedia que representan en el paripé Susana, no ha entendido que no necesitamos que el PP tenga acompañamiento coral. Lo que necesitamos, en España por lo menos, es un socialismo que no se diluya como un azucarillo en una piscina de prebendas y corruptelas. Necesitamos una opción que de verdad nos aleje de los extremismos de la derecha pero también de la segadora que nos ha llevado a la miseria. Y la verdad tal y como se vislumbra el panorama en las elecciones del PSOE y como está la socialdemocia en Europa mucho me temo que deberíamos ir pensando en buscar un casco porque ya están tensado la cuerda de la catapulta y el pedrusco destructor nos caerá en forma de LePen o vete a saber quién, es cuestión de tiempo. La oficialidad socialista europea parece entregada y sus tropas no se organizan.


 

 

 

 

Anuncios

            Y de repente parece que la teología ha invadido todas la plazas y mentideros del reino, mercadillos, verdulerías, incluida la de la Carrera de San Jerónimo en Madrid y otros andurriales de mal vivir. Los periódicos no hablan de otra cosa, ya sea para seguir apaleando a los fieles, víctimas de todo tipo de chistes fáciles, mira tú que acabados están que hasta su jefe los abandona. O para mayor gloria y alabanza de la religión como si el Tercio Viejo de Cartagena twitter en mano se tratase, vamos que la comidilla tiene morbo. Y encima van avivando las llamas para que hablemos de esto y no miremos lo otro. Pues hala, ¡todos al “Habemus Papam” que en este reino todo hijo de vecino es erudito en cualquier materia! Eso sí mientras, seguimos sin aclararnos con los desahucios hipotecarios, aunque se nos burlen en nuestra faz por presentar en el Congreso la mayor iniciativa popular de todos los tiempos, o los ERE’s por doquier que están acabando de aniquilar este erial y así millones de problemas que creo deberíamos atender urgentemente pero nada, nosotros a lo nuestro, seguiremos viendo Gran Hermano y hablando del Tu Cara Me Suena, somos así. Si es que se lo hemos puesto a huevo, parece que seamos cretinos, lo merecemos.

          Pero bueno, volvamos al tema. El caso es que eso de que se largue uno de los mandatarios más poderosos de la tierra al retiro asceta pues tiene su salsa. Aunque ya se han conocido casos de mandatarios todopoderosos que se han alejado del mundanal ruido estilo San Juán de la Cruz, pongo el caso del Emperador Carlos (Carlos I de España y V de Merkerlándia) que un buen día vino y nos dijo “Hala, a tomar viento” y se retiró a Yuste o incluso el del efímero Amadeo de Saboya que viéndose el percal se volvió por donde vino al grito de “Están locos estos hispanos” o hace un par de semanas la Reina de Holanda que abdicaba esgrimiendo el mismo pretexto de Ratzinger “oiga, ¿no estoy ya mayor para esto?”. También en sentido contrario tenemos ejemplos muy cercanos y actuales de gerifaltes fracasados apalancados en su sillón podrido de tanta mugre y miseria, enrocados en Zarzuela o Moncloa, impertérritos ante el desmoronamiento de su mundo a base de escándalo cotidiano, que no se marchan ni con agua caliente.

          Me partía la caja  cuando oía por la radio a una de nuestras “voceras” , lo siento no recuerdo quién era, del mundillo mal llamado político hablar de la renuncia del papa como un acto de “dignidad” y que lo “dignificaba en lo humano”, por mí perfecto, tiene toda la razón del mundo, si una persona no está capacitada para cumplir la labor que se espera de ella lo mejor que puede hacer es renunciar y marcharse en silencio y con toda la tranquilidad del mundo pero los calificativos no tienen desperdicio ya que si usamos la misma vara de medir conozco algún monarca que no podría optar a la dignidad y su “dignidad en lo humano” quedaría muy en entredicho. Máxime después de la ola de dimisiones y renuncias que estamos viviendo, si no, vaya usted y pregunte donde los tulipanes. O en Alemania donde las ministras dimiten por mucho menos que una fiesta con confeti. El caso es que aquí no desaparece nadie…

Retirarse? Ni en broma!

Benedicto XVI deja el potificado

Amadeo de Saboya

 Vaya, parece ser que en el mundo civilizado hasta los reyes se jubilan. Estoy estos días dándole vueltas a eso de la abdicación de la reina de Holanda, se marcha a los 75 años diciendo que su hijo de 45 ya está madurito como para ponerse a “trabajar”. Según la buena señora no es que esté cansada, claro ¡ni que recogiese patatas!, pero hay que dejar paso a las nuevas generaciones, igual se refiere a esas que Botella quiere disolver pero sospecho que va a ser que no. Existe una curiosa coincidencia entre las edades de nuestro monarca semifósil y su vástago respecto de los holandeses. Sólo en cuanto a las edades ya que ni en popularidad ni en voluntad se parece esta cosa que llamamos monarquía a aquella de los Orange. Dicen que le debemos nuestra gratitud y hasta nuestra alma a D. Juan Carlos desde la asonada aquella del Golpe de Estado. Vale, no diré nada, pero ¿hemos de estar pagando la misma factura, aguantando los reales bochornos, eternamente?

En Zarzuela se sorprenden de que la popularidad de la monarquía en Holanda está sobre el 80% y en España al 60% y bajando (ponga cara de cortesano S.XVIII o mejor de Esquilache, más premonitorio, en postura Pensador de Rodin). Igual tiene que ver algo eso de no montar sainetes o que en lugar de arramblar la pasta la ponen sobre la mesa, como se dijo que hizo la opulenta reina en el caso ING-NATIONALE (igual que Bankia¿no?), o puede que sea eso de aparentar normalidad hasta el punto de no andar al filo del conflicto diplomático por cuestiones familiares, recuérdese a Dª Sofía en Atenas visitando la tumba de su padre u otras aventurillas como Ruanda mientras el progenitor de la futura reina consorte, Máxima, se ausentó en la boda de su hija porque al ser ministro en la dictadura de Videla, en Argentina, pues no era mismo. No se yo si esas nimiedades tendrán algo que ver.

No podemos culpar a nuestro monarca por aferrarse al trono. Eso de no saber marcharse es un mal pandémico en España ¡no nos vamos ni con agua caliente! Vamos, que no sabemos retirarnos. Tanto Presidentes del Gobierno pasmados con ministros incapaces de todo menos de provocar agujeros autolucrativos como oposiciones cleptómanas con “escribidoras” bloggers inexistentes excepto para pasar el sombrero. Igual independentistas que igual tapan fotos del rey como cuentas negras igual que el carbón o señoras que viven de la política 30 años cambiando su discurso según se tercia pretendiendo dar lecciones de integridad Incluso empresarios arcaicos que quebrarán antes que retirarse. Todo menos dejar paso a la nueva sangre, aunque se tire con ello por la borda generaciones enteras que jamás podrán demostrar lo que valen.

Vamos, que no hemos de extrañarnos de lo que hace nuestro monarca, nosotros, la plebe, también vamos servidos, esto es el circo del ” más difícil todavía” y lo conseguimos. Estoy seguro de ello.

Ana Botella suprimiria las Nuevas Generaciones

venden el palacio de la Reina Sofía en Atenas

Amy Martin se reunió con el gerente del PSOE